Achicoria Forrajera

< anteriores

posteriores >

  • Achicoria ForrajeraComún

Cichorium intbus

División Guasch Pasturas

Achicoria ForrajeraComún

El cultivo de Achicoria Forrajera se ha difundido como alternativa para la alimentación del ganado, especialmente del lechero, por ser una forrajera de alto valor proteico. Según ensayos realizados por la EEA INTA Rafaela la producción de vacas lecheras pastoreando Achicoria Forrajera alcanzan una producción de leche de 16,6 litros/día con 3,5% de grasa butirosa.

La Achicoria Forrajera se destaca por ser una especie rustica resistente al pulgón verde de los cereales y la pastura, una vez desarrollada, compite muy bien con las malezas. Es susceptible a herbicidas como 2,4-D y 2,4-DB. Es muy exigente en nitrógeno por lo que requiere suelos desde mediana a alta fertilidad para su optimo desarrollo.

Se puede sembrar desde febrero a octubre, pero se aconsejan siembras tempranas con el propósito de obtener un pastoreo a principios de julio. La siembra puede hacerse al voleo tapando con una rastra liviana buscando hacerlo antes de las lluvias. También puede hacerse siembra convencional en surcos luego de dos pasadas de disco o en siembra directa teniendo la precaución de hacerlo en un lote bien limpio. Un aspecto a tener en cuenta al realizar la siembra es que la semilla no debe quedar a una profundidad mayor a los 0,5 cm debido a que por su tamaño pequeño tendrá dificultades para emerger.

Al ser una especie que requiere mucho nitrógeno para un optimo desarrollo se recomienda sembrarla en mezcla con trébol blanco. La achicoria al ser un forrajera de alta digestibilidad tiene bajos contenidos de fibra y para equilibrar esto en la dieta animal es bueno incorporar a la pastura una gramínea como el raigras o la festuca. Una mezcla aconsejada para utilizar en la cuenca tambera podría ser:

          • Achicoria Forrajera:         6 a 8 Kg/Ha.

         • Trébol Blanco:                1 a 2 Kg/Ha.

         • Raigrás Perenne / Festuca Alta: 4 a 5 Kg/Ha.

El período de aprovechamiento es durante el invierno y la primavera. La producción de forraje es muy buena sobre todo durante el primer año y es aconsejable fertilizar los años posteriores con nitrógeno. Para asegurar la duración y productividad del cultivo los animales en pastoreo deben retirarse a principios de diciembre de forma de lograr una buena resiembra. A partir del segundo año si el manejo no fue el adecuado, respecto a fertilización y pastoreo intensivo (altas cargas instantáneas de poca duración), se observa una disminución en el aporte de la Achicoria Forrajera a la pastura consociada. Realizando un buen manejo los 2 primeros años son de muy buena producción.

 

Características Destacadas de la Achicoria Forrajera

• Implantación rápida del cultivo que le permite competir muy bien con las malezas.

• Pocas pérdidas en el stand de plantas durante el primer año.

• Tasa de crecimiento diario muy alta durante el otoño y la primavera. Pude llegar a los 100Kg de MS/Ha/día.

• Especie de muy buena adaptación en pasturas consociadas con trébol blanco y raigrás.

• Digestibilidad muy alta, por ser un forraje muy bajo en fibra y de bajo contenido de materia seca.

• Excelente reacción a la fertilización nitrogenada. En ensayos se logro entre un 100% y 150 % más de forraje en comparación con el testigo sin fertilizar.

• Óptima respuesta en pastoreos intensivos, utilizando altas cargas y durante cortos períodos.

• Excelente capacidad de resiembra.

< anteriores

posteriores >

  • Achicoria Forrajera Común